“La lucha contra el cáncer de la misoginia será una prioridad de mi mandato como Alta Comisionada para los Derechos Humanos”

“La lucha contra el cáncer de la misoginia será una prioridad de mi mandato como Alta Comisionada para los Derechos Humanos”

Desde que asumió el cargo en octubre de 2022, ha multiplicado las misiones en Sudán o Ucrania. En Haití, en febrero, alertó sobre la dramática situación de la isla. Pero es sobre los derechos humanos en China donde más se espera a Volker Türk. Su anterior, Michelle Bachelet, criticada en este expediente, había denunciado en repetidas ocasiones la publicación de un informe sobre los abusos de Beijing contra los uigures en la provincia de Xinjiang.

¿Puede su agencia seguir investigando en China, cuando el peso creciente de Pekín en el sistema de la ONU no deja mucho margen de maniobra? Recordamos que las misiones de la Organización Mundial de la Salud en Wuhan no tuvieron mucho éxito.

La situación de los derechos humanos en China me preocupa mucho. El informe de m.A mí Bachelet quisiera insistir en Xinjiang, pero resalto que también estamos siguiendo con preocupación la situación en el Tíbet, en Hong Kong, así como el endurecimiento del espacio cívico. El mandato independiente que le damos a la Asamblea General de la ONU es entablar un diálogo con cada uno de los Estados miembros sobre el tema de los derechos humanos. Evidentemente, las cosas no siempre son sencillas y hay que adaptarse al país en el que le gustaría que se evaluara la situación. Estamos en diálogo con China para decirle qué prácticas, medidas y leyes no están en conformidad con la Carta Internacional de Derechos Humanos.

La ONU celebra este año el 75 aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos de René Cassin. La impresión es que estos últimos están retrocediendo, en casi todas partes. Pides duplicar tu presupuesto y estar presente en los 193 países de Naciones Unidas. ¿Es realista?

Siempre hay que tener aspiraciones. Una de mis predecesoras, Louise Arbour, logró duplicar la asignación de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos en 2005. Hoy, las violaciones de derechos humanos son masivas, hay reveses, incluso en países democráticos, y tenemos conflictos en todas partes, incluso en Europa, con esta guerra de agresión de Rusia en Ucrania, que ha traído de vuelta este espectro casi medieval de conflicto directo de Estado a Estado. Entonces realmente hay que difundir en todo el mundo que él se toma en serio el tema de los derechos humanos, tiene que hacer mucho más: recursos, apoyo político y estratégico. No sucederá de la noche a la mañana, pero siento que lo estoy pidiendo.

Te queda el 61,69% de este artículo por leer. Lo siguiente es solo para suscriptores.