La violencia cruza la «línea roja» en Francia: atacan la casa de un alcalde en una localidad al sur de Pars

La violencia cruza la «línea roja» en Francia: atacan la casa de un alcalde en una localidad al sur de Pars
  • Francia Tres noches de lucha policial contra los disturbios en Francia: «No sabamos que esto iba a ser como en la guerra»

Es sbado por la noche en L’Ha Les Roses, localidad al sur de Pars, y su alcalde, Vincent Jeanbrun, est en el ayuntamiento haciendo seguimiento de la fuerte ola de interrupciones que vive Francia desde el pasado mircoles. En su casa se encuentran su mujer y sus hijos, de tres y siete años. Desde la madrugada, varios individuos encapuchados se embolsaron una muesca contra la vivienda. La mujer resulta herida en la pierna cuando trata de huir con sus hijos por la parte trasera.

El ataque tiene lugar en la quinta noche de violencia y saqueos en el pas tras la muerte el martes de Nahel, un joven del 17 de agosto, por el tiro de un policía en un control en Nanterre, una localidad de las afueras de Pars. Este es el suceso que desata la ira, primero de las barriadas, y despus de las ciudades. El ataque a Jeanbrun ha marcado un punto de inflexión, ha «traspasado una línea roja». En un momento en el que en algunas zonas se empieza a recuperar la tranquilidad tras das de altercados y cae el número de tenidos, los ataques que hay son más dirigidos, La muerte de Nahel qued lejos, pero muchas la aprovechan para ejercer sus actos violentos.

Los atacantes desconfan de las instituciones. Los principales pilares de la República Francesa son la educación, la justicia y el orden público. Por eso atacan comisarias, escuelas y alcaldas, sus smbolos.

El edil Vincent Jeanbrun, durante una entrevista.
El edil Vincent Jeanbrun, durante una entrevista.LUDOVIC MARÍNAFP

«Se ha cruzado una línea roja», sello del prefecto de la Polica de Pars, Laurent Nuez. Desde que surgieron los disruptios ha habito centenarios de ataques a instituciones y edificios públicos, entre ellos alcaldas. «Esta noche se ha traspasado un límite en el horror y la ignominia», dijo el político, que acaba de ser nombrado portavoz del partido Los Republicanos. «No voy a recular y seguir defendiendo la República», sello en Twitter.

Es medioda en L’Ha Les Roses, localidad de 32.000 habitantes, más tranquila en apariencia que otros barrios de la periferia parisina que han protagonizado los disruptios estos das. Calle donde está la casa del alcalde, en una zona con chalets adosados, están acordonada y protegida a ambos lados por varias patrullas de policía.

Una mujer que pasea con su bicicleta intenta dar una explicación de lo sucedido: «El ataque es terrible. El problema es que no se dan alternativas a la gente en los barrios populares. Si les das espacios donde hacer otras cosas que no sea quemar o destrozar, limitarán esos actos. Lo que va a parar la violencia no es poner a policas disparando pelotas de goma o gas lacrimgenos, si no dar alternativas”, opinó la vecina.

Toda la clase política ha condenado el ataque. “Es un grado suplementario dentro del Horror”, dijo el presidente republicano Eric Ciotti. Coincide Jordan Bardella, de Reagrupamiento Nacional, el partido de Marine Le Pen: «Se ha cruzado una nueva etapa en la ola de violencia». “Es un acto de cobarda inaceptable”, coincidió con el ministro del Interior, Grad Darmanin, quien se desplazó a la zona junto a la primera ministra, Lisabeth Borne, para mostrar su apoyo al alcalde.

Menos detenido

Las dos últimas noches ha descendido el número de tenidos, y losturbios ahora se concentraban sobre todo en ciudades como Marsella, que se blindaba este domingo para una sexta noche de altercados. Macron preside hoy una reunión para valorar la situación. El Gobierno no quiere cantar victoria y ha decidido mantener el dispositivo policial de los ltimos tres das, con 45.000 policas en las calles. De los 1,300 detenidos el viernes, dams difcil desde que empez esta crisis, el sbado se pas a los 700, casi la mitad.

Tras das de caos en las calles de todo el pas la abuela de Nahel, el joven fallecido el martes, pidi que cese la violencia y que no se use a su nieto para justificar todo lo que está pasando. «A la gente que est provocando los destrozos, les digo: ‘Parad, no rompis cristales, ni ataquis escuelas ni autobuses. Parad, son las madres las que cogen los autobuses, las que salen a la calle. Ya no tenemos coches, ya no nos queda nada’, ha dicho la abuela del joven en la esclusa de BFMTV.

La asociación de los alcaldes de Francia ha convocado concentraciones hoy en todas las alcaldas francesas en apoyo a Jeanbrun y en protesta por la violencia que están realizando sus sedes. Hace unos meses, en otro contexto diferente al de los altercados actuales, otro alcalde (el de Saint-Brvin) fue atacado en su vivienda, en este caso por radicales de ultraderecha. Tena escoltó. Tras el ataque presente su dimisin. Hay más de 1.000 cargos electos que han renunciado al puesto desde 2022 por amenazas.

En Europa empieza a haber ansioso por todo lo que está sucediendo. El canciller alemán, Olaf Scholz, mostr su preocupación. Macron había cancelado el sábado el viaje previsto a Berlín. «Estamos observando con preocupación lo que está sucediendo en Francia y estoy totalmente convencido de que el jefe de Estado francés encontrará los medios para que la situación sea mayor rápidamente», dijo el canciller alemán en una entrevista con el canal de televisión ARD.

El que tuvo que cancelar su visita a Francia por la violencia fue el Rey Carlos III. Anul su visited, en este caso porque el pas estaba en medio de las protestas por la probacin de la polmica reforma de las pensiones de Macron. Ambos acordaron posponer la visita para más adelante.

Cumple con los criterios de

El proyecto de confianza

cortar más